Delgada hasta antes del embarazo

Desde que tengo uso de razón hasta los 26 años de edad siempre fui una mujer extremadamente delgada, lo cual me gustaba mucho, pero cuando me embaracé de mi hijo me confié a que estaba subiendo de peso por él bebe y subí más de 20 kilos, por tanto como mamá primeriza comí de todo, supuestamente cumpliendo antojos del embarazo, sin embargo, no fue lo correcto; después de mi embarazo no pude ni siquiera bajar a mi peso ideal, lo cual provoco en mí, una baja autoestima ya que no estaba preparada para recibir la cantidad de comentarios negativos con los que fui víctima. La verdad es que fue muy difícil lidiar con los comentarios malintencionados porque no me los esperaba… Hubo muchos que realmente me hirieron, aunado a ello que fui muy delgada la vanidad era parte de mí y en esos momentos era totalmente lo contrario.
Posteriormente baje muy poco de peso, a razón de que según yo me ponía a dieta y hacia ejercicio y en realidad solo trataba de engañar a mi mente ya que comía como loca, sin cuidar en absoluto mi alimentación, renegando de mi cuerpo porque yo quería ser tan delgada como antes y no lo conseguía; ahora me doy cuenta que realmente una buena nutrición y alimentación te permite conseguir los resultados deseados y llevan a que tu autoestima alcance niveles inimaginables, yo recupere mi sonrisa, mi alegría al saber que mi cuerpo es un templo de vida el cual lo cuido día a día.

Por esto es que en mi programa contamos con una asesoría psicológica y nutricional.