¿Fatiga o Falta de Energía?

La Fatiga:

Es una sensación de falta de energía, de motivación, de agotamiento o de cansancio. La fatiga puede ser una respuesta normal e importante al esfuerzo físico, al estrés emocional, al aburrimiento o a la falta de sueño. La fatiga es un síntoma común y por lo regular no se debe a una enfermedad seria. Pero puede ser un signo de un trastorno físico o mental más grave. Cuando la fatiga no se alivia con dormir bien, nutrirse bien o tener un ambiente de bajo estrés debe ser evaluada por su proveedor de atención médica.

Causas
• Anemia (incluso anemia ferropénica)
• Depresión o aflicción
• Deficiencia de hierro (sin anemia)
• Medicamentos, como sedantes o antidepresivos
• Dolor persistente
• Trastornos del sueño, como insomnio, apnea obstructiva del sueño o narcolepsia
• Glándula tiroides poco activa o hiperactiva

• Consumo de alcohol o de drogas, como cocaína o narcóticos, especialmente si se utilizan con frecuencia
• La fatiga también puede ocurrir con las siguientes enfermedades:
• Enfermedad de Addison (un trastorno que ocurre cuando las glándulas suprarrenales no producen suficientes hormonas)
• Anorexia u otros trastornos alimentarios
• Artritis, incluso la artritis reumatoidea juvenil
• Enfermedades autoinmunitarias como el lupus eritematoso sistémico
• Cáncer
• Insuficiencia cardíaca
• Diabetes
• Fibromialgia
• Infección, especialmente una que demora mucho tiempo para recuperarse o tratar, como la endocarditis bacteriana (infección del miocardio o de las válvulas del corazón), infecciones parasitarias, hepatitis, VIH/sida, tuberculosis y mononucleosis
• Enfermedad renal
• Enfermedad hepática
• Desnutrición
• Ciertos medicamentos también pueden causar somnolencia o fatiga, por ejemplo, los antihistamínicos para las alergias, los medicamentos para la presión arterial, las pastillas para dormir, los esteroides y los diuréticos (píldoras de agua).

El síndrome de fatiga crónica (SFC) es una afección en la que los síntomas de la fatiga persisten durante al menos 6 meses y no se resuelven con descanso. La fatiga puede empeorar con la actividad física o el estrés mental. Se diagnostica con base en la presencia de un grupo específico de síntomas y después de haber descartado todas las otras causas de fatiga.